El Palacio Arzobispal, a la derecha, fue iniciado en el siglo XIII, pero de esta época quedan escasísimos restos. El edificio actual data de mediados del siglo XX, ya que fue incendiado en el año 1936.

contentmap_plugin